jueves, 2 de abril de 2009

Tampouco onte choraba a cidade ataviada de pedra





Tampoco ayer lloraba la ciudad
ataviada de piedra,
ni le encontré hospedaje a sueños
que nunca nos pertenecieron.
Recuerdo que quisimos abrir grietas
en el lenguaje, siempre cruel,
de los relojes,
pero a veces el mar
nos es más que un espejismo.
Ahora que la noche duerme,
ajena a las caricias
de un cuerpo en ruinas,
el deseo ha dejado de doler
y abandero la palabra derrota
para aceptar mirarme en otras muertes.


Os vuelvo a pedir excusas a todos por no estar participando más activamente en blogs y foros. Prometo ponerme las pilas en cuanto me sea posible. Gracias por vuestras visitas.

7 comentarios:

tino dijo...

Precioso poema. Importa que sigas viva y nos animes con poemas como este. Un beso. Tino

Bibiana Poveda dijo...

ajena a las caricias
de un cuerpo en ruinas,
el deseo ha dejado de doler
y abandero la palabra derrota
para aceptar mirarme en otras muertes.

Es que estas palabras, hoy, y seguramente tantas veces, me penetran, Ana.
Y nada más que esta nostalgia que me invadió, pero al mismo tiempo "el verte" en las letras, una alegría y un regalo.
Y no te preocupés, hacé la tuya, aquí estamos.
Abrazo!!!!!!!!

María dijo...

Ahora que la noche duerme,
ajena a las caricias
de un cuerpo en ruinas.

Unos versos que igual nos hablan del principio de una derrota que del final de una victoria.

Siempre me gustan tus letras.

Un abrazo.

Victor Vergara (gato) dijo...

ni le encontré hospedaje a sueños
.....................................
el lenguaje, siempre cruel,
de los relojes
.....................................
Ahora que la noche duerme,
ajena a las caricias
de un cuerpo en ruinas,
.....................................
el deseo ha dejado de doler
y abandero la palabra derrota
.....................................

Es un poema duro y bello, pero tan cierto para cada uno de nosotros, ANA.
No debes de pedir disculpas.
Más que abanderar la palabra derrota, eres una bandera para nosotros.

BESOS GRANDES, malagueña.

Ana Clavero dijo...

Tino, Bibi, María, Victor; gracias a todos.

Besos

Bletisa dijo...

El poema es precioso Ana, le tengo un gran cariño y nunca sabré como agradecerte tu participación con él en mi corcurso.

Muchos besos.

Ana Clavero dijo...

Gracias Amparo. Tendrías que haber una convocatoria de ese concurso cada tres meses, por lo menos. Con una jamón de pata negra -virtual, por supuesto- de premio, nos conformaríamos.

Un besazo enorme.